¿Qué son los trastornos de la eliminación?

La eliminación de los desechos corporales es una función básica que se realiza de forma instintiva desde el nacimiento y que en los primeros años de vida, inicia una amplia evolución que conducirá al niño desde la total dependencia hasta la completa autonomía.
Durante este proceso evolutivo que normalmente se extiende hasta los cuatro o cinco años de vida el niño debe ir adquiriendo una serie de aprendizajes, que acaben consolidándose como hábitos de autocuidado y que paulatinamente le llevarán al correcto control de esfínteres tanto de día como de noche.

¿Qué es la enuresis?

El término enuresis hace referencia a la emisión repetida de orina, involuntaria o intencionada, en lugares inapropiados como son la cama o la ropa, en niños mayores de 5 años, edad en la que se supone que el niño ya debería haber adquirido el control urinario, y sin que exista una causa orgánica que motive la incontinencia.
El sexo es una variable que influye en la edad de control de esfínteres. Normalmente las niñas adquieren el control antes que los niños.
 En función del momento de ocurrencia, se definen tres subtipos de enuresis:
– nocturna: cuando el niño se orina en la cama mientras duerme, es el tipo más frecuente
– diurna: cuando se orina en la ropa estando despierto
– mixta: ocurre tanto de día como de noche
Según el momento de inicio del trastorno, se diferencia entre:
– enuresis primaria: el niño no ha llegado a controlar la micción en ningún momento
– enuresis secundaria: el problema se presenta después de un período de continencia de 6 meses o más
La causa de la enuresis es multicausal, la existencia de diversos factores fisiológicos, madurativos, genéticos y de aprendizaje contribuyen a explicar los casos de enuresis.
El tratamiento de elección para la enuresis es la terapia conductual, especialmente en la enuresis nocturna. Aunque todos los métodos de tratamiento requieren de la participación de los padres en todo el proceso de tratamiento, la mayor o menor implicación del niño dependerá básicamente de su edad, siendo deseable que éste sea lo más autónomo posible.

¿Qué es la encopresis?

 La encopresis consiste en la emisión repetida de heces en la ropa o en otros lugares inadecuados, en niños mayores de 4 años de edad, sin que exista una causa orgánica que lo justifique. Para hablar de encopresis se requiere que al menos se haya producido al menos un episodio al mes durante un período de 3 meses. Es preciso descartar la posibilidad de que las evacuaciones se deban a enfermedad médica o a los efectos de alguna sustancia.
Existen dos tipos de encopresis:
– la encopresis con estreñimiento e incontinencia por rebosamiento
– la encopresis sin estreñimiento ni incontinencia por rebosamiento
La encopresis retentiva está caracterizada por estreñimiento crónico, retención fecal, deposiciones poco frecuentes con heces escasamente estructuradas y múltiples episodios de ensuciamiento. Es el tipo de encopresis más frecuente.
Al igual que en la enuresis, la encopresis también se puede distinguir entre la primaria y la secundaria. En los casos de encopresis secundaria, el inicio del ensuciamiento puede ir ligado con problemas familiares o escolares.
Las encopresis tiene un origen multicausal, son factores fisiológicos asociados al ciclo estreñimiento-ensuciamiento, una dieta inadecuada, problemas del desarrollo, aprendizaje inadecuado del control de esfínteres, miedo al retrete y acontecimientos estresantes.
El tratamiento conductual de la encopresis debe basarse en el análisis individualizado de cada caso, enseñando que comportamientos deben instaurarse y qué otros eliminarse y seleccionando las estrategias más adecuadas a casa caso.

Señales de alarma

Falta de continencia de esfínteres en en niños mayores de 5 años
Falta de continencia de esfínteres en niños que habían conseguido controlar previamente los esfínteres